Mercado motor
alt-text     alt-text     alt-text   
  

Diego Cano - Mercado Motor - 10/08/2017 - COMPETICIÓN

Lewis Hamilton logra un nuevo triunfo en Montreal

El tricampeón mundial se recompone del fiasco de Mónaco

alt-text

Lewis Hamilton volvió a demostrar por qué el circuito de Gilles Villeneuve es uno de sus feudos. El inglés tenía la obligación de enmendar el desastre en Mónaco y no le ha ido del todo mal. Ha conseguido una victoria importante en Canadá, que le acerca a la primera posición del mundial tras el cuarto puesto con problemas de Sebastian Vettel.

 

Desde el inicio de carrera se vaticinaría el destino de la carrera: caos relativo. Durante la vuelta de formación aparecería el primer incidente provocado por Daniil Kvyat, que se quedó clavado en la salida y se vio obligado a recuperar su plaza inicial. Lamentablemente para el ruso, no lo consiguió y tuvo que asumir una sanción que tampoco le afectó considerablemente, ya que terminó abandonando. En la salida el mejor fue Max Verstappen. El holandés salió como un tiro y no tardó en alcanzar la segunda posición tras pasar a Sebastian Vettel en una maniobra en la que el alemán sufrió daños en su morro.

 

Los más afectados en la salida fueron los dos Ferrari, puesto que a los problemas de Sebastian Vettel se sumó la pasividad de un Kimi Räikkönen que se vio superado por Daniel Ricciardo y los Force India. Y con apenas dos curvas transcurridas llegaría el primer incidente notable. Carlos Sainz se tocó con Romain Grosjean y salió disparado, impactando con Felipe Massa. Esto provocó la salida del Safety Car y el reagrupamiento general.

 

Tras la resalida se repetían los problemas para los Ferrari. Sebastian Vettel perdió completamente el lado derecho de su morro, lo que le obligó a parar en boxes en la vuelta cinco y cambiar su estrategia. Por delante la cosa se estabilizaba. Lewis Hamilton lideraba plácidamente por delante de Max Verstappen y Valtteri Bottas, que no podía con el holandés. Hasta que volvió la mala suerte para Red Bull. Max Verstappen se quedaba tirado, su coche no podía continuar y abandonaba la carrera. Esto hizo que se desplegara el Safety Car Virtual, situación que muchos pilotos aprovecharon para realizar su primera parada. Las estrategias variaron entre una única pasada por boxes y dos, equipando el compuesto superblando o blando.

 

La situación era ideal entonces para Fernando Alonso. El español se encontraba cómodo en la zona de puntos. Era de los pocos, junto con Esteban Ocon, que no había parado aún. Su McLaren se situaba en la séptima plaza, pero finalmente se vio obligado a parar en boxes y a caer hasta la duodécima posición. Las paradas de otros pilotos por delante de él le ayudaron a ascender hasta el décimo puesto. Pero una vez más este año, el motor Honda le dejó tirado y el español no pudo hacer otra cosa que acudir a la grada para disfrutar con los aficionados de un divertido momento.

 

Con las cosas estabilizadas en la zona central y en la cabeza, la lucha se ubicaría en la tercera plaza. Hasta cinco pilotos fueron contendientes al último cajón del podio. Entre ellos nos encontramos a unos remarcables Force India. Su rendimiento durante todo el fin de semana ha sido excelente y hoy se encontraban ante una oportunidad de oro para hacer podio aprovechando los problemas de Ferrari.  Sin embargo, Sergio Pérez no consiguió dar caza de Daniel Ricciardo (el tercero en ese momento) y Esteban Ocon no obtuvo los permisos correspondientes por parte del equipo para superarle. Debido a esto, el francés se vio obligado a intentar pasar a su compañero en pista para ir a la caza del de Red Bull. Pero en uno de sus intentos ambos casi se tocan y este caos lo aprovechó Sebastian Vettel, que primero se deshizo de Esteban Ocon y luego de Sergio Pérez. Desafortunadamente para el alemán, Daniel Ricciardo también había aprovechado este duelo y se había fugado. Kimi Räikkönen también se desvaneció de esta pelea al tener problemas en su Ferrari.

 

Finalmente, Lewis Hamilton cruzó la meta tranquilo, feliz y en primera posición, justo delante de Valtteri Bottas y Daniel Ricciardo. El inglés se marchará más que satisfecho de Canadá, debido a que la cuarta posición de Sebastian Vettel aprieta aún más el mundial. Pero sin duda alguna el más feliz en Montreal hoy será Lance Stroll. El piloto local (canadiense) ha podido completar, por fin, una carrera sin incidentes ni problemas. Ha conseguido escalar desde la cola con su Williams para terminar en una merecida novena plaza y lograr así los primeros puntos de su vida en Fórmula 1 y en casa.


Resultados totales:

 

 


Otras noticias