Mercado motor
alt-text     alt-text     alt-text   
  

Oscar - Mercado Motor - 10/07/2017 -

¡Sin conductor! Así salen los nuevos Clase S de la cadena de producción

alt-text

Mercedes-Benz ha arrancado la producción de los nuevos Clase S en su factoría de Sindelfingen, donde la marca de la estrella ha introducido nuevos estándares de producción que superan los hasta ahora conocidos en la industria del automóvil en todo el mundo: El primer modelo en salir de la cadena de producción, un S 560 4Matic en color obsidiana negro metálico, lo hizo de forma completamente autónoma, sin conductor al volante, durante aproximadamente 1,5 km desde el final de la cadena hasta la zona de carga en el interior de la factoría.

 

Para garantizar que las unidades lleguen a su destino de forma fiable, Mercedes ha introducido una nueva tecnología patentada de reciente desarrollo en sus líneas de producción en Sindelfingen. Utilizando tanto las cámaras del coche, como los sensores de radar y ultrasónicos como sistema de guía, un potente software aporta las instrucciones necesarias para acelerar y frenar cada unidad de la nueva Clase S independientemente en el interior de la factoría, asegurándose de que el coche sigue de forma fiable el recorrido marcado.

 

“La nueva Clase S de Mercedes-Benz establece nuevos estándares mundiales de seguridad, comodidad, conectividad, y está en camino a la conducción autónoma. El traslado de forma autónoma de cada unidad de la Clase S desde la línea de producción hasta la zona de carga de la planta muestra el futuro de cómo seremos capaces de utilizar los sistemas de asistencia al conductortambién durante la fase de producción del vehículo”, afirma Markus Schäfer, responsable de producción y de la cadena de suministro en el comité de dirección de Mercedes Benz.

Según Schäfer, Mercedes Benz “Está dando el siguiente paso en la digitalización de toda su cadena de producción al completo, aplicando sistemáticamente su programa Industry 4.0 en todas las áreas que van desde el desarrollo y la producción del vehículo hasta que este llega al hasta el cliente. Incluso puede que, en un futuro no muy lejano, sea el propio vehículo el que autónomamente llegue desde la línea de producción hasta su nuevo propietario”.

Con los requisitos técnicos puestos en marcha para la conducción automatizada desde la línea de montaje a la zona de carga, la planta de Sindelfingen está experimentando el posible uso del sistema para la producción en serie e investigando su potencial adicional. Hasta ahora, los vehículos que salen terminados de las líneas de ensamblaje son conducidos por miembros del personal de Mercedes por los pasillos que unen el final de la cadena de montaje con las campas de la factoría. Desde allí, un servicio de transporte retorna a los conductores de vuelta a su punto de partida. Además, esta prueba piloto supone una excelente oportunidad para experimentar como el futuro de la conducción autónomaen la vía pública puede utilizarse para desarrollos adicionales fuera de ella.

Fuente: BMW

Vía: Newspress


Otras noticias